Caminaban por la calle, les pidieron un cigarrillo, se negaron y les dieron una brutal paliza en Calama